La vida en Naranja es audacia y mesura sabiamente combinadas.

Naranja es el amanecer y el final del día. La promesa de algo que se inicia y la dulce melancolía del ocaso.

Naranja es la melena del león, su potencia y su pasión arrolladora. Esa energía que nos estimula a ir hacia adelante, dispuestos a conquistar lo que sea.

Naranja es la alegría redonda, la de la fruta y la risa.

martes, 15 de junio de 2010


























¿Qué puedo expresar ante lo que te pasó? ¿Qué puedo decir?
¿Existen palabras para estos momentos difíciles?
No se.
No se a quién creerle.
¿Al diario, al noticiero, a la radio? ¿Qué debo entender?
Ya no importa lo que los periodistas digan porque mi corazón me dicta que es Imposible que te rindas.
Deseo con todo mi corazón que Dios te deje acá con nosotros un tiempo más, unos infinitos años
más.
Rezo porque aún no sea tu momento de partir.
Es más, estoy segura de que no es tu momento de partir.

Te quedan tantas canciones por cantar, por escribir y tantas por oír...
Aún tu mano desea firmar más autógrafos, y tus ojos quieren ver más flashes de cámaras.
Tus brazos desean aferrarse a las personas que amás, y ellas quieren sujetarte.
Pero por sobre todo,
aún te queda Muchísimo amor por recibir, amor que tus fans, tus amigos, tus familiares y todos aquellos que apreciamos tu música, deseamos brindarte.




Es por eso que lo único que puedo transmitir a través de mi blog
es el Gigante deseo que tengo, de que te recuperes.








video

jueves, 3 de junio de 2010


No te rindas.

Nos esforzamos por alcanzar un objetivo y sin embargo, el camino hasta el nos parece interminable. Hay personas que nos denigran, miran mal y hasta quieren hacernos tropezar; otras nos acompañan, ayudan y alientan.


¿A quienes tenemos que ignorar?

En la lucha diaria debemos buscar sostén en los individuos que nos quieren, y no quedarnos a mitad del trayecto sólo porque un par desean vernos en el suelo, o no tienen la suficiente paciencia para esperar a que lleguemos.

¿Y para qué negarlo?
Es muy frustrante remar contra corriente.
Sin embargo, me pregunto si será posible ser el Salmón.


A veces, debemos dejar el orgullo a un lado, y reconocer que ciertos objetivos no son los indicados para nosotros, porque simplemente nuestras verdaderas metas son otras. Entonces, en esa situación, lo mejor que podemos hacer es retirarnos del camino y ubicarnos en el correcto, ya que... ¿Sirve el seguir sufriendo por un esfuerzo del que no sacaremos frutos?









Perseguí tus sueños.
Más allá de todo y de todos, buscá tu Felicidad.
Ese el mejor objetivo que te podés proponer.